Excéntricos y ecléticos.
No conformistas.
Impacientes.
Pues claro que sí, estamos un poco locos.
A los que le gusta la moda, les gusta París, nosotros somos la excepción.
Nos gustan las poesías, esas que no hablan de amor.
La imaginación nos mantiene vivos.
Somos absurdamente sinceros.
Y ansiosos de futuro.

No lo sabemos todo,
Pero nos animamos a hacerlo.
Vivimos en un mundo de imaginación real.
Nada está fuera de lugar.
Pero sí que creemos en las casualidades.
Nuestra causa es inspirar.
Con un poco de delirio desmedido.
El delirio desmedido hace bien a la salud.
Salud amigos!